Dibujo Erótico, Visita 9

Las sesiones de dibujo erótico tienen mucho en común con un affaire, una pequeña aventura en la que el erotismo es un ingrediente, pero también la simpatía mutua y por lo menos una pizca de cariño, un mucho de respeto, y un mundo de fascinación hacia la persona que nos abre no sólo su alma, sino también los botones, cremalleras y corchetes que ocultan su piel. 

Como en las aventuras bonitas, queda siempre un buen recuerdo y un brillo diferente en cada caso, sobre algún aspecto particular de la persona que dibujamos. Confesemos de una vez nuestra aventura con Guille, dueño de su cuerpo y la indumentaria que lo cubre como pocas personas. Su formación de bailarín clásico y su experiencia como modelo artístico avalan lo primero, y su variada experiencia en el diseño de ropa lo segundo. 

Pero nosotros cogemos los lápices sin escuchar avales, y nos dejamos seducir por algunas de las poses más atrevidas y exigentes que nos han ofrecido nunca. Como en las más inolvidables aventuras no nos sentimos celosos de otros artistas que lo dibujen después porque en el fondo sabemos que con nosotros... ha sido diferente.

Celebramos con esta visita que hace un año participamos en la Boca Erótica.
y de ahí se abrió un espacio para nuestros modelos mas atrevidos. De allí ha sido posible que nos contactaran personas como Guille!

ÁLBUM, CONTENIDO PARA ADULTOS